De las neuronas a la sociedad red

Por Karin Ohlenschläger y Luis Rico

Desde que Santiago Ramón y Cajal descubriera la estructura yfuncionamiento de las redes neuronales hasta las teorías de ManuelCastells sobre la Sociedad Red, el tiempo apenas ha avanzado un siglo.No obstante, en este período la sociedad ha experimentado una de susmayores aceleraciones en todos los órdenes. Nuestra vertiginosatransformación tecnocientífica, social y cultural, ha configurado un nuevoparadigma basado tanto en la complejidad de las múltiples realidades enlas que operamos simultáneamente, como en la interconexión entreprocesos y acontecimientos que se consideraban autónomos,incompatibles o simplemente incomprensibles. Este nuevo escenarioremite a la estructura de una red de redes, entendida como nuestro másacabado instrumento de interpretación y comprensión de la diversidad ycomplejidad de la experiencia contemporánea. Si a finales del siglo XIX elpropio cerebro fue capaz de observarse a sí mismo contemplando, porprimera vez, sus neuronas y sus redes nerviosas en un ejercicio dereflexividad sin precedentes, es ahora, en este umbral del siglo XXI,cuando la sociedad global afronta la necesidad de pensarse y deconstruirse a sí misma desde este nuevo paradigma. La realidadabsorbente de la red influye en nuestros modos de pensar y de actuar. Dehecho, ya no somos los mismos desde que sabemos que estamosinterconectados en todos los órdenes de la actividad humana. Todapretensión autárquica en el ámbito del conocimiento o de la creación, asícomo las identidades culturales cerradas se ven progresivamentecaducadas por este nuevo espacio de tránsito y fluidez, cuyapermeabilidad constituye en sí misma un nuevo modo de entender yconstruir la realidad. A través de la red, las identidades son cada vez másabiertas, la creación es más que nunca una forma de comunicación, y entodo ello se respiran nuevas lecturas de la condición humana.Del mismo modo en que las neuronas operan como nodos de la rednerviosa, la sociedad global interactúa como un tejido análogo. Insomne ehiperconectada, la red jamás deja de vibrar y de interpelarnos. Susrespuestas siempre constituyen un pensamiento on line. Un texto que seescribe mientras se proyecta sobre todos nosotros, un relato que crece yse bifurca infinitamente como los jardines y las bibliotecas de Borges.Nadie conoce la forma ni los límites de este laberinto viviente, pero, desdelos individuos a los Estados, todos actuamos dentro de él comogeneradores de flujos de energía e información y, en el mejor de los casos,como productores de conocimiento. En un giro copernicano sinprecedentes, hemos transitado del "Humano-para-sí" que proponía Sartreal "Humano-nodo" que definen los teóricos de la Red. Y así, del mismomodo que por todas nuestras células circula un mismo caudal de información, nuestras interconexiones sociales y culturales participan deun relato universal del que somos agentes activos en todo momento. Yano caben relatos aislados en este ágora donde el arte, la filosofía, laliteratura y la ciencia, dialogan constantemente, ya no sólo consigomismas y "para sí", sino entre sí y para todos.Ser ciudadano hoy, implica formar parte de un sistema altamentedinámico y cambiante por el que transitan incesantemente flujos inmensosde energía, materia e información. Explorar nuestro mundo vuelve a seruna aventura, donde el perfil de un tejido neuronal, tal como lo dibujóCajal, ha crecido hasta constituirse en el paradigma de Internet.banquete_nodos y redes nace desde la exigencia teórica y práctica deinvestigar las nuevas condiciones de la Sociedad Red y del espacio deflujos que definen el mundo globalizado del siglo XXI. En este contexto, elmodelo hasta ahora imperante en la producción cultural, siempre basadoen un centro hegemónico y en ejes incuestionables, da paso a una nuevaestructura de múltiples nodos y redes. Esta estructura se caracteriza porun constante flujo de información, así como por la conexión y el diálogodentro de una red donde cada punto configura un nodo, una mirada, unrelato. Hablamos, en suma, de un nuevo sistema de producción y difusióncultural, multicéntrico, dinámico y horizontal, que se comporta de manerainterconectada e interdependiente. Un sistema en el que las ideas y losconceptos, como los sujetos, entidades e instituciones, son todos ellosagentes y catalizadores de un proceso de transformación social y cultural.

banquete_nodos y redes
13
Mar
2008
27
Jul
2008

Interacciones entre arte, ciencia, tecnología y sociedad en la cultura digital en ...

Sugerencias
Un tejido en evolución

MediaLabMadrid

banquete_nodos y redes 13/03/2008 23:00

Interacciones entre arte, ciencia, tecnología y sociedad en la cultura digital en España

Diálogos banquetes_nodos y redes 05/06/2008

Presentación de exposición por parte de comisaria y artistas

banquete_nodos y redes, interacciones entre arte, ciencia, tecnología y sociedad en la cultura digital en España

Por Karin Ohlenschläger. Comisaria de la exposición

Una apuesta por la cooperación cultural en red

Por la Sociedad Estatal para la Acción Cultural Exterior (SEACEX)

Intercambiar ideas es la fase previa a proponer alternativas

Álvaro Bermejo

Reflexión sobre el nuevo paradigma de la era de internet

Por César Alierta. Presidente de Fundación Telefónica

La sociedad red*

Por Manuel Castells. Universidad de California, Bekerley

Social Sythesizer_Prototype, 2008

Un proyecto online y onsite de composición audiovisual interactiva

LABoral Centro de Arte y Creación Industrial, finalista en los premios internacionales de la Network for Innovation in Culture (NICE) LABoral Centro de Arte y Creación Industrial, finalista en los premios internacionales de la Network for Innovation in Culture (NICE)

El Centro ha presentado el programa educativo auLAB, desarrollado por LABoral en colaboración con ...

 

 

  • Información

  • Los Prados, 121
  • 33203 Gijón (Asturias)
  • España
  • Teléfono: 985 185 577
  • Contactar
Herramientas Personales
Entrar